Ciudad de México, octubre 26, 2020 19:28
México País Salud

Ceden hospitales privados la mitad de sus camas para atención de pacientes ordinarios de IMSS, ISSSTE, INSABI…

El secretario de Salud, Jorge Alcocer, resaltó que el convenio de colaboración entre hospitales privados y el sector público firmado hoy evitará una saturación de hospitales y la pérdida de vidas ante el embate de la pandemia del COVID-19 en el país.

Esta mañana, la Asociación Nacional de Hospitales Privados y el Consorcio Mexicano de Hospitales, signaron un acuerdo por el que 3 mil 115 camas serán dadas al IMSS, INSABI, ISSSTE, Defensa Nacional, la Marina y Pemex, para atender casos ordinarios y el sector público de salud se concentre en atender los casos graves de coronavirus.

Hospitales privados. Atención a pacientes de IMSS, ISSTE, INSABI. Foto: Especial.

 

“Es claro que todavía falta tiempo y la parte más difícil de la epidemia y está por llegar, por lo cual es necesario evitar la saturación de hospitales y la lamentable pérdida de vidas humanas por esta causa”, dijo Alcocer.

El funcionario federal afirmó que con esta alianza se garantizarán los servicios de salud que normalmente atienden las instituciones públicas de manera ágil enfermedades abdominales, traumatismos y partos.

“Significa que seguiremos prestando atención de salud ordinarios en tiempos extraordinarios garantizando el derecho a la salud”, apuntó.

Por su parte, el canciller Marcelo Ebrad Casaubón precisó que la red de hospitales privados que suplirán los servicios que brinda el sector salud público serán el Centro Médico ABC campus Observatorio, el Grupo San Ángel Inn, el hospital de Beneficencia Española, los hospitales Star Médica, Médica Sur, Grupo Torre Médica, Clinica del Noreste, entre otros.

Enfatizó que los costos de este contrato serán mínimos para la hacienda pública, ya que los dueños de los nosocomios privados aceptaron que las tarifas por los servicios sean las mismas que cobra el IMSS y el ISSSTE.

Sin embargo, aclaró que la población no tendrá que pagar ningún recurso por ello.

“Significa también que los pacientes no tendrán que pagar, los derechohabientes del Seguro Social o alguien adscrito al INSABI, al ISSSTE, la Defensa o Marina, que tengan citas programadas, no tendrán que pagar por estudios o tratamientos, lo harán las instituciones”, aclaró el canciller.

NOTIMEX

 

comentarios

Artículos relacionados