Ciudad de México, septiembre 21, 2021 23:50
Libre en el Sur

Avanzan arreglos en el Parque Hundido; nada sobre los funcionarios responsables

El gobierno capitalino apresuró los arreglos en el predio de Millet 72, colonia Extremadura Insurgentes, que deberán estar terminados a más tardar en mayo próximo con una rampa de acceso peatonal al Parque Hundido, así como áreas verdes y de descanso. Pero ha incumplido en cambio con la promesa de Marcelo Ebrard de que hace seis meses se darían a conocer los nombres de los funcionarios que permitieron la construcción ahí, de manera indebida, de un edificio de departamentos de lujo, cuya obra negra debió ser demolida con cargo al erario público tras una intensa protesta vecinal.
En ese terreno, metido en el Parque Hundido, se pretendió levantar con documentos apócrifos, según ha reconocido la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda del DF y constatado la Procuraduria Ambiental del DF, un edificio de seis pisos para departamentos de lujo, cuya manifestación ingresó la delegación Benito Juárez durante el gobierno de Germán de la Garza. Una intensa movilización ciudadana, encabezada por la asociación Vecinos del Parque Hundido, obligó a que el Gobierno del DF concretara en junio del año pasado la compra del inmueble en más de 20 millones de pesos, la mitad pagada con recursos de la DBJ.

El 29 de septiembre del año pasado, Marcelo Ebrard, jefe de Gobierno del DF, acudió con los residentes para dar el banderazoa la demolición de la obra negra del malogrado edificio. El predio de Millet 72, anunció, sería integrado al parque. Héctor Rojas, líder del movimiento vecinal, le pidió ir tras quienes permitieron las corruptelas. El jefe de Gobierno le aseguró que en un mes daría a conocer los resultados de una investigación y que se sancionaría a los funcionarios culpables, “del nivel que sean”, cosa que más de seis meses después no ha ocurrido.

Aunque Ebrard tampoco cumplió su promesa de concluir una rampa de acceso peatonal y la nueva área ajardinada antes del 15 de diciembre pasado, desde hace tres semanas se reiniciaron las labores, a fin de concluir el remozamiento a más tardar en mayo próximo, según informó Daniel Escotto, titular de la Autoridad del Espacio Público de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda, durante la reunión del Comité Ciudadano de la colonia Extremadura Insurgentes, el pasado 23 de marzo.
Ante la reticencia de algunos vecinos, que se quejaron de no haber sido consultados para la realización del proyecto, el funcionario explicó que la construcción de la rampa y las áreas verdes tendrán un costo de 987 mil pesos. Con un plano ilustrado de la obra, informó que la rampa –a la que se podrá acceder por la calle Millet— constará de tres tramos que formarán una zeta y medirá 75 metros. Y tendrá dos áreas de descanso y muros bajos cubiertos de plantas. Trabajadores informaron a Libre en el Sur que la obra de concreto podría estaría terminada el 30 de abril, Día del Niño, aunque quedaría pendiente la reforestación.

comentarios

Artículos relacionados