Ciudad de México, abril 21, 2024 18:52
Ciudad de México Medio ambiente

Buscan ante sequía alimentar Cutzamala con bombardeo de nubes

El proyecto estará a cargo de la secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), y comenzaría la próxima semana.

Se trata de una técnica que tiene más de 50 años, consistente en bombardear nubes de determinadas características con cartuchos de yoduro de plata, sustancia de provoca un aumento en el volumen y en el peso de la nube, que tiende entonces a bajar.

STAFF/LIBRE EN EL SUR

Ante la sequía que persiste y que amenaza ya provocar una crisis de desabasto  de agua potable en el Valle de México, las autoridades recurrirán al bombardeo de lluvias para hacer llover en la zona de las presas que alimentan al Sistema Cutzamala.

El proyecto estará a cargo de la secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), en coordinación con la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y el gobierno de Ciudad de México.

Actualmente, según informes de la Conagua, el nivel promedio de las siete presas que alimentan al sistema está por debajo del 50 por ciento.

Dichas presas son: Tuxpan y El Bosque, en Michoacán; Colorines, Ixtapan del Oro, Valle de Bravo, Villa Victoria y Chilesdo, en el Estado de México.

La presa de Valle de Bravo. Semiseca. Foto: Cuartoscuro.

La técnica consiste en bombardear desde aviones pequeños nubes de determinadas características con cartuchos de yoduro de plata, sustancia de provoca un aumento en el volumen y en el peso de la nube, que tiende entonces a bajar.

Esta circunstancia favorece la precipitación pluvial en la zona que ha sido elegida para el operativo.

El Bombardeo de nubes es una técnica utilizada en diversas partes del mundo desde hace más de 50 años y en meses recientes fue aplicada en algunos estados de la República, como Nuevo León y Puebla, aunque no se han evaluado los resultados.

Este viernes, la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, informó que a partir de la próxima semana comenzará el bombardeo de nubes en zona del sistema Cutzamala, para captar lluvia, aunque “el agua no se crea..”, dijo.

En conferencia de prensa, la mandataria capitalina aclaró que no se tiene certeza sobre los resultados.

 “Lo hace la Secretaría de la Defensa Nacional, toda la metodología. La solicitud que hicimos fue que se hiciera para la zona de las presas del Cutzamala, y ya les estaremos informando cuándo se desarrolla esto y el resultado que tienen”.

Agregó que los militares  van a iniciar al parecer la próxima semana el bombardeo de nubes y va a prolongarse hasta varios meses.

La mandataria capitalina aseguró que la técnica de bombardeo de nubes para captar agua de lluvia, “han tenido resultados en otros lados, y depende mucho de la humedad del medio ambiente”.

 “El agua no se crea, la materia permanece constante. El asunto está en vapor o líquido. Entonces, lo que hace el bombardeo, es permitir que el vapor de agua se traduzca en lluvias, de qué depende cuánta lluvia pueda generarse, depende de la cantidad de vapor de agua y de las condiciones de esta metodología. Entonces, hasta que no se realice no podemos decirles, pues la eficiencia que tuvo y cuánto se logró”, acotó.

La sequía abrumó el año pasado a tal nivel que el gobierno de Nuevo León anunció bombardeos con químicos a nubes para “provocar” que lloviese. Ese mismo camino es el que han adoptado en algunos países árabes y, ante la alerta por una sequía que duraría al menos tres meses en el Valle de México, el  Gobierno de México ha anunciado que SEDENA aplicará la misma técnica sobre la cual no hay consenso científico alguno acerca de su eficacia.

La SEDENA también puso a disposición de la Secretaría de Agricultura una nave para que hiciera lo propio con el bombardeo de nubes y así “contribuyera” en 2021 a combatir incendios. Dado el acercamiento que la SEDENA ha tenido con la técnica, la secretaría está confiada en que pueden provocar que llueva en las tres presas que componen al sistema Cutzamala.

Compartir

comentarios

Artículos relacionadas