Ciudad de México, agosto 6, 2020 05:54
Julio 2020

Vecinos en Cuarantena / ¡En esta casa no aplica el quédate en casa!

En este ir y venir de la pandemia me ha tocado animar pero también compartir miedos. Nuestras armas  son: Gel, guantes, caretas, jabón, amor a nuestro trabajo y mucho ánimo.

POR ÁNGELES ROCHA

La cuarentena no ha llegado a esta casa, por lo menos no a la de la madre y el padre de un pequeño de 7 años. Mi trabajo en estos tiempos ha sido muy demandante. No soy médica, ni enfermera, formo parte del equipo de servidores de la  Nación del Gobierno de México, que se encargan entre otras cosas  de  lograr el acceso de las y los mexicanos a la Pensión para el Bienestar de los Adultos Mayores y personas con discapacidad. Ahora, por la contingencia, del programa de crédito a la palabra y tandas para el Bienestar.

No ha sido fácil el cuidado de los más pequeños y de los abuelos, pero en esta casa el pilar de apoyo para poder salir a trabajar ha sido la familia, que se han encargado de los cuidados de J.I. El asunto se complica cuando hay que ir de un lugar a otro a recogerlo o a dejarlo, tratar de tener sana distancia y estar pensando siempre en lo vulnerables que podemos ser todos ante esto que es nuevo y que espero pronto podamos contarlo.

No ha sido fácil tener que salir durante estos tres meses a una oficina o a supervisar trabajo de campo. En este ir y venir de la pandemia me ha tocado animar a las y los compañeros, pero también hemos compartido miedos y al final siempre salimos, pues existe una responsabilidad que va más allá de nosotros mismos, nuestras armas: Gel, guantes, caretas, jabón, amor a nuestro trabajo y mucho ánimo.

Hoy para no variar tembló en la Ciudad de México. Afortunadamente las alarmas sonaron y tuvimos el tiempo de salir, y allí estábamos en la calle los confinados y los que trabajábamos, todos juntos, pocos cubrebocas, poca sana distancia, cuando de tranquilizar a alguien en crisis se trataba, y por un momento nos olvidamos del Covid-19: la preocupación fue otra, todos atentos, alertas y listos para ayudar si fuera necesario.

En la campaña de “Quédate en Casa” hoy  nos tocó a nosotros estar afuera, y a muchos estar en confinamiento radical; mañana tal vez sea al revés y lo que me tranquiliza y llena de esperanza es que estoy segura que a los que les toque estar afuera,  para que muchos más puedan resguardarse,   lo realizarán  con el mismo amor y ahínco que  a los que nos tocó hoy, porque   de eso de trata la vida,  de dar y recibir, de ser solidarios en tiempos difíciles y solo así lograremos  estar a la altura de las circunstancias.

Mi gratitud a todos y todas por hacer lo que les corresponde, muy en especial a las y los servidores de la nación en Benito Juárez…


Vecina de la colonia San Simón Ticumac. Coordinadora regional de Programas para el Desarrollo en Benito Juárez. Profesora de  asignatura de la ENTS-UNAM

comentarios

Artículos relacionados