Ciudad de México, diciembre 4, 2020 11:35
Libre en el Sur

Presume delegado Romero Herrera colocación de sellos de suspensión en el bar Glam de la BJ… ¡que cerró voluntariamente desde hace ocho días!

En un nuevo e inaudito acto de simulación, el jefe delegacional panista en Benito Juárez, Jorge Romero Herrera, presumió ayer jueves en su cuenta de Twitter que “en atención a las quejas vecinales” la DBJ colocó sellos de suspensión de actividades del Glam Restaurante Bar & Lounge… que en realidad cerró sus puertas de manera voluntaria desde el pasado miércoles 20 de noviembre, ocho días atrás.

“Jorge Romero Herrera ‏@JorgeRoHe 44min. En atención a sus denuncias hemos suspendido las actividades del #Glam, ubicado en Luz Saviñón 702-B @En_laDelValle pic.twitter.com/7pLSMoetHR”, escribió el delegado, que adjuntó a su mensaje fotos en las que efectivamente son colocados los sellos de suspensión.

Sin embargo, en su edición del pasado viernes 22 de noviembre, el diario Excélsior consignó que el Glam Restaurante Bar & Lounge permaneció abierto hasta el miércoles anterior, 20 de noviembre, “cuando cerró sus puertas debido a reiteradas quejas vecinales”. Indica el periódico que “ese día, trabajadores del establecimiento extrajeron decenas de cajas con enseres para dejar libre el inmueble ubicado en el 702b de Luz Saviñón, en la colonia Del Valle Norte” (Foto).

Y pone enseguida: “Excélsior visitó el lugar y comprobó que en su interior únicamente permanecían algunos sillones, sillas, electrodomésticos y enseres de cocina, que de acuerdo con versiones de los mismos vecinos, serán retirados en estos días. La propietaria del edificio en el que se encontraba el restaurante bar, ubicado al cruce con Mier y Pesado, confirmó que los socios decidieron cerrar el lugar para evitar una confrontación.

“El problema siempre fue la música, que se decía era fuerte. Entonces como la música molestaba se cambiaron de lugar. Esto me afecta porque ya tengo el local desocupado otra vez; ya tenía un año desocupado y después de dos meses se volvió a desocupar”, explicó la propietaria. Dijo que debido a las quejas que suscitó su apertura se solicitó la delegación Benito Juárez una verificación para revisar su correcta operación. “Cumplían con todo, vino la delegación, también revisó Protección Civil y todo estaba en orden. Ellos decidieron que mejor se iban. Sólo vi que empezaron a desalojar y hasta el momento no han hablado conmigo”, dijo la propietaria.

Excélsior ilustra su información, firmada por el reportero Francisco Pazos, con esta fotografía en la que efectivamente se ve cómo trabajadores sacan y cargan el mobiliario del bar en un camión de mudanzas, hace ocho días.

comentarios

Artículos relacionados