Ciudad de México, octubre 17, 2021 18:08
Cultura

Rompe Laureana Toledo con la herencia romántica del Istmo; presenta filme en sala virtual del MUAC

STAFF / LIBRE EN EL SUR

Laureana Toledo es una artista autodidacta que ha investigado las paradojas de la modernización; su trabajo explora las relaciones entre distintos medios y lenguajes, así como la asimilación de la cultura popular y nuestros modos de lectura de la misma.
 
A partir del 21 de junio Sala10, el espacio de exhibición virtual del MUAC, presenta la pieza en video No con una explosión (2015). Las imágenes de este filme, tomadas con película analógica de 35 milímetros, digitalizada, registran de modo deliberadamente atemporal el paisaje social y natural del istmo de Tehuantepec con el que la artista está vinculada familiar e históricamente.
 
Esas imágenes rompen con la herencia iconográfica que romantizó al istmo como una supuesta tierra virginal y exótica. Así, Laureana Toledo registra un paisaje de melancolía y desertificación, donde la producción eólica, la acumulación de desechos y las maquinarias abandonadas, abonan a una alegoría sobre la falla de las promesas de progreso.
 
Cuauhtémoc Medina, curador de esta pieza, comenta que la artista captura “espejismos en los basureros de la modernización”, inspirada por fotografías del archivo de Weetman Pearson, el contratista que proyectó el ferrocarril transístmico para Porfirio Díaz.
 
“Estos fantasmas”, agrega, “podrían haber sido capturados en 1910 o en 2060. La modernización no plantea avances medibles y mucho menos un camino recto. El desarrollo es, en realidad, un trazo de círculos amnésicos”.  
 
*En conversación con el curador, la artista narra el origen de No con una explosión:
 
“Un día fui al archivo de Weetman Pearson en el ScienceMuseum de Swindon, Inglaterra, un poco por curiosidad, y saqué algunas fotitos que estuve cargando mucho tiempo en el teléfono. Entonces decidí hacer un proyecto con ese material y con la situación actual del Istmo. Cuando llegué ahí pasaba algo que nadie estaba viendo, salvo los locales o los activistas, pero no la gente que va a fotografiar o que va a hacer documentales, no la gente que está hablando desde la cultura.

“Con el pretexto del tren transístmico, me puse a ver todo lo que ocurre en Veracruz con el petróleo, la devastación, los basureros, el tren y los migrantes… Todo se vuelve una tierra baldía, abandonada, y a la vez está todo el mundo bailando, con las flores, con el huipil y la enagua. Es una disociación muy extraña.

“Me enfoqué en estos pequeños asuntos, que no son nada pequeños, pues, pero que no están tan armados como el discurso de ‘la mujer feminista en el Istmo, los muxes se liberaron’, que es lo que todo mundo va a consumir al Istmo. Hasta se burlaban de mí: ‘Laureana, antes de ir a la iglesia, va al basurero’. Me pareció interesante poder hacer esta historia, muy apegada a mi historia personal o a mi territorio, y hacerlo también desde este lugar donde observas esta periferia, que cuando se articula, se vuelve central y absolutamente imprescindible hablar de ella”.

*Lee la conversación completa.
 
Las imágenes, que generan una alegoría sin recurrir a la estabilidad de los símbolos, vienen acompañadas de Bad Mood, una obra original de Mick Jones, el guitarrista fundador del grupo The Clash, con quien la artista ha trabajado en una variedad de colaboraciones.
 
La brillante música de Jones establece también, a su modo, una mirada afectiva y escéptica del ritmo de la modernidad. Todos esos signos operan en la obra de Toledo, sin recurso del texto, en una comunicación con la sensibilidad del espectador, más que en relación con los clichés del pensamiento.
 

¿Quién es?
 
Laureana Toledo nació en Ixtepec, Oaxaca, 1970; vive y trabaja entre la Ciudad de México y Londres). Es una artista visual autodidacta cuyo trabajo explora las relaciones entre distintos medios y lenguajes, así como la asimilación de la cultura popular y nuestros modos de lectura de la misma. Ha expuesto de manera individual y colectiva en espacios como East Side Projects en Birmingham, la White Chapel Gallery en Londres, el Museo de Arte Moderno de México, RedCat en Los Ángeles, entre muchos otros.

Ha gestionado proyectos como curadora en colaboración con Francis Alÿs, David Byrne, Lourdes Grobet y el grupo The Limit, entre otros. Su libro The Limit, publicado por Trolley Books en Londres, apareció en verano de 2009.

Es cofundadora de SOMA, espacio de artistas. Ha sido editora invitada en dos ocasiones de la revista de fotografía Luna Córnea. En Londres obtuvo una residencia como artista internacional invitada en Gasworks y preparó una pieza en colaboración con el bajista John Taylor. Su pieza en colaboración con la colección de Mick Jones se expuso en el Museo Jumex en 2019 y su documental sobre el movimiento punk en la Ciudad de México estará listo en 2021.

comentarios

Artículos relacionados