Ciudad de México, diciembre 9, 2021 00:55
Derechos Humanos

Autoridades municipales expulsan de su casa y encarcelan a familia en Oaxaca

Aprehenden a niñas de 14 y 15 años por un asunto comunal

“Me pedían una cantidad excesiva para salir y como no tenía dinero me encarcelaron de nuevo por lo que tocaron las campanas para hacer una asamblea y nos expusieron ante el pueblo”, denunció Lenin Eslava, el padre de familia.

RID / RESISTENCIA

Lenin Eslava Primo, padre de familia de 4 niñas de 15, 14, 11 y 7 años respectivamente, originarios de la comunidad de Villa Hidalgo Yalalag, distrito de Villa Alta, en la Sierra Norte de  Oaxaca, acompañado de su esposa Delia Carmela Huerta Pérez, acusan abuso de autoridad por parte del ayuntamiento, al expulsarlos del pueblo derivado de un conflicto por un terreno del difunto padre del señor Lenin.

En entrevista con el fotoperiodista Jorge Luis Plata, Eslava Primo dio a conocer que derivado de un conflicto con uno de sus colindantes de nombre Emiliano Aquino Álvarez, quien le invadiera 50 metros de su terreno con total impunidad, sin razón alguna, mucho menos pruebas, fue encarcelado el pasado 9 de junio del presente año.

Cabe mencionar que Aquino Álvarez funge como representante de Bienes Comunales de la comunidad, además de contar con familiares en el cabildo municipal.

En este mismo contexto, el Alcalde de la comunidad Abel Cristóbal Madrid y el Síndico Lorenzo Ríos Montalvo, encarcelaron también, según la denuncia, a la esposa y a sus hijas de 14 y 15 años, por un lapso de 20 minutos, esto tras haber pedido al cabildo regresar las pertenencias del señor Lenin y haber grabado el encarcelamiento.1 of 4  

En ese momento las menores y la madre fueron puestas en libertad tras reunirse varias personas que reprobaron el hecho, sin embargo Lenin Eslava continúo encarcelado y sin conocer el motivo de su detención.

Más tarde el mismo día en que Lenin fue encarcelado, en el momento en que su esposa y su hija pequeña le llevaron de cenar, sin argumento válido la mujer también fue detenida y encarcelada, dejando a la menor para que volviera sola a su domicilio ubicado a unos 500 metros de la cárcel municipal en completa oscuridad.

“Me pedían una cantidad excesiva para salir y como no tenía dinero me encarcelaron de nuevo por lo que tocaron las campanas para hacer una asamblea y nos expusieron ante el pueblo dejando a mis hijas solas en casa; a pesar que en mi comunidad somos un poco más de 600 habitantes, si mucho se juntaron 150 solamente, mientras de cabildo y policías (topiles) juntos son como 80 y al hacer la reunión no tomaron en cuenta mi opinión y la verdad de lo que está pasando,” comenta Lenin.

Mujer encarcelada. Foto: RID

La familia narra que ante el pueblo los dejaron como peleoneros, cuando en realidad son las propias autoridades quienes invaden y prácticamente quieren robarles el terreno, razón por la cual fueron expulsados de la comunidad con fuertes amenazas para no volver.

Sus hijas continúan en clases en línea, pero la mayor fue expulsada de primer año de bachillerato sin razón alguna, teniendo que inscribirse en Zimatlán, lugar en el que desde hace 4 meses vive la familia con ayuda de familiares que los tienen acogidos y tratando de salir adelante.

La señora Delia Carmela Huerta Pérez relata que con el pretexto de sus usos y costumbres quieren quitarle el terreno, el cual se ubica en una buena zona para que sea del pueblo y escudándose en el hecho de que es un pueblo comunero, aunque todavía no lo sea.

Las denuncias fueron puestas en la Fiscalía y la Defensoría de los Derechos Humanos y Pueblos de Oaxaca, y a pesar de contar con un amparo para poder volver, la autoridad del pueblo argumenta que esos papeles no valen en la comunidad, y mientras ellos no los acepten esta familia se encuentra en la ciudad de Oaxaca, buscando la manera de poder regresar a su pueblo y no permitir que se adueñen de los pocos bienes que tienen y del comercio al cual se dedican, ya que sus productos son perecederos y se están echando a perder.

comentarios

Artículos relacionados