Ciudad de México, enero 23, 2022 04:13
Economía

Baja estimación de crecimiento del PIB y suben precios de productos básicos hasta duplicarse

En  lo que va del año, los precios de algunos alimentos se han disparado a más del doble; el chile serrano o el tomate verde registraron un incremento de 137 y 148 por ciento, respectivamente.

STAFF/LIBRE EN EL SUR

En tanto que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) bajó su estimación de crecimiento económico para México en 2021 y 2022, los precios de productos básicos tuvieron en lo que va del año aumentos hasta del 148 por ciento, según estadística del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi).

La OCDE, en efecto, prevé que la economía mexicana se expandirá 5.9 por ciento este año, menor al 6.3 por ciento de la estimación previa de septiembre y a la previsión del Gobierno federal de 6 por ciento.

 Indicó que para 2022 la economía crecerá 3.3 por ciento, cifra ligeramente menor al 3.4 por ciento previo, y 2.5 por ciento para 2023.

El organismo señaló que las exportaciones del país continuarán beneficiándose de la fuerte recuperación en los Estados Unidos y que el consumo será un motor de crecimiento clave, además de que se verá respaldado por la mejora gradual del mercado laboral y la proporción cada vez mayor de población vacunada.

“La inversión se beneficiará de los proyectos de infraestructura planificados. La inflación disminuirá, después del significativo aumento en 2021”, indica el reporte “Economic Outlook” de la OCDE.

Por su parte, el Inegi informó que en  lo que va del año, los precios de algunos alimentos se han disparado hasta duplicarse. De diciembre pasado al 15 de noviembre de este año, productos como el chile serrano o el tomate verde registraron un incremento de 137 y 148 por ciento, respectivamente.

Otros productos como el aguacate muestran un incremento de 45 por ciento, mientras que la cebolla aumentó 44 por ciento y el jitomate subió 35 por ciento.

De acuerdo con datos de la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes, el kilo de aguacate se vendió en 75 pesos y el jitomate en 37.5.

Asimismo, para la segunda quincena de noviembre  la inflación se ubicó en 7.05 por ciento. El Banco de México ha atribuido el alza al incremento del costo de combustibles.  Según el Sistema Nacional de Información e Integración de Mercados, en la Central de Abasto los productos son hasta 40.6 por ciento más caros que un año atrás. Aquí, el kilo de aguacate hass costó 42 pesos, 40.6 por ciento más que hace un año.

comentarios

Artículos relacionados