Ciudad de México, diciembre 9, 2021 01:20
Política

Anuncia Sodi en mesa de ‘Resistencia’ frente nacional de ‘cientos’ de organizaciones

Aclara que no confrontarán al poder. ‘No estamos a favor de Morena ni contra Morena’.

Al dar la primicia, el activista descarta involucrarse en temas como la reforma eléctrica o las medicinas para niños con cáncer.

STAFF / LIBRE EN EL SUR

Demetrio Sodi de la Tijera, que tiene un largo historial de participación tanto en partidos políticos como en organizaciones cívicas, dio a conocer en primicia, la noche del jueves, el lanzamiento de un gran frente nacional de “cientos” de organizaciones de la sociedad civil (osc), llamado SUMA.

El anuncio se formaliza este viernes en conferencia de prensa a la que acudirán otros líderes sociales y activistas como Adrián LeBarón, Mariana Moguel y Tere Vale.

En una mesa de análisis en la que participó la propia Tere Vale con los periodistas Francisco Ortiz Pardo, subdirector de Libre en el Sur; Marco Levario, Miguel Quintana “El Troll” y Luis Berman, todos ellos integrantes del colectivo Resistencia #UnidosporlaVerdad, Sodi recalcó que no se trata de confrontar ni a partidos políticos ni al gobierno.

“Nuestros temas son los temas que no son los de los partidos políticos y el gobierno”, sostuvo en la conversación, realizada desde el canal de la revista Etcétera en Youtube.

Ante cuestionamientos de los panelistas en el sentido de cómo se puede ejercer una presión ciudadana y lograr incidir en una agenda legislativa, como se propone SUMA, sin confrontar al poder, Sodi se limitó a decir que se tendrá que ser creativos.

“No estamos ni a favor de Morena ni contra Morena”, enfatizó. Se trata, explicó, de “cómo hacemos para que los partidos políticos volteen a ver más más la política desde la perspectiva ciudadana”.

Y a pesar de que reconoció que no se puede negar que es el gobierno actual el que no solo ha negado sino combatido la labor de las organizaciones cívicas, como lo comentó Francisco Ortiz Pardo, Sodi defendió que evitar la confrontación es la precaución para que SUMA no se convierta en un instrumento utilizado por partidos políticos.

Ortiz Pardo le recordó que él mismo participó desde hace casi tres décadas en movimientos cívicos que implícitamente confrontaron al gobierno autoritario al luchar por la democracia y contra el fraude electoral, pero él insistió en que “nada se gana” con la confrontación.

Marco Levario y Amado Avendaño preguntaron si entonces no caben en SUMA la oposición al gobierno con temas como la reforma eléctrica, así como la exigencia de atender a los niños con cáncer. Él respondió que no son los temas de la política nacional los que importan a la gente, sino los concretos por los que lucha cada organización.

Aunque los panelistas reconocieron la necesaria labor de las organizaciones comunitarias y cívicas en la resolución de problemas específicos, cuestionaron que SUMA se plantee un alcance nacional sin considerar los grandes temas de la política nacional.

Al dar por descartadas luchas de contención a políticas de gobierno que sean regresivas en términos de valores ciudadanos y derechos humanos, como el asunto ambiental con la reforma eléctrica (Sodi dejó claro que eso no formará parte de la agenda) no quedó claro, entonces, cuáles serán los temas por los que luchará SUMA, toda vez que en ella participarán grupos de al menos 30 causas diferentes.

Tere Vale precisó más tarde, ya sin la presencia de Sodi, que la agenda ciudadana de SUMA deberá irse definiendo en varios meses para su lanzamiento el 5 de febrero próximo, y adelantó que por ahora han firmado la convocatoria 40 organizaciones de la sociedad civil.   

comentarios

Artículos relacionados