Ciudad de México, julio 23, 2021 20:49
Libre en el Sur

El GDF, convertido en agencia inmobiliaria: Compra predio en Parque Hundido por 22 millones y vende calle en Del Valle por 18

Cual si fuese una agencia de bienes raíces, en el lapso de dos meses el Gobierno del Distrito Federal compró en 22 millones de pesos un predio en el Parque Hundido a quienes consideró que violaban la ley, y luego vendió en 18 millones de pesos una cuadra de la calle Enrique Rébsamen, en la colonia Del Valle, a la tienda Comercial Mexicana.
En el caso del terreno ubicado en Millet 72, colonia Extremadura Insurgentes de la delegación Benito Juárez, el gobierno capitalino, a través de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda, reconoció que se usaron documentos apócrifos para obtener permisos de construcción a fin de levantar un edificio de seis niveles destinado a departamentos de lujo.
Sin embargo, en lugar de expropiar la propiedad e ir tras los responsables de tales irregularidades, de los que hasta ahora nada se ha dicho, optó por cargar a la cuenta del erario 22 millones de pesos, de los cuales la delegación Benito Juárez tendría que pagar la mitad. El 29 de septiembre del 2010, Marcelo Ebrard acudió con los residentes de la colonia Extremadura Insurgentes para dar el “banderazo” a la demolición de la obra negra del malogrado edificio. El predio de Millet 72, anunció, sería integrado al parque.
Héctor Rojas, líder del movimiento vecinal, le pidió ir tras quienes permitieron las corruptelas. El jefe de Gobierno le aseguró que en un mes daría a conocer los resultados de una investigación y que se sancionaría a los funcionarios culpables, “del nivel que sean”, cosa que hasta ahora no ha ocurrido.
Lo que sí sucedió en la misma demarcación juarense dos meses después, el 30 de noviembre de 2010, fue que el GDF anunció en la Gaceta Oficial la “desincorporación” por 18 millones de pesos de casi tres mil 700 metros cuadrados de vía pública –es decir del patrimonio de la ciudad de México— en beneficio de una cadena de autoservicio, lo que ya despertó una nutrida protesta vecinal.
Y es que en la sesión extraordinaria del Comité de Patrimonio Inmobiliario de la Oficialía Mayor, celebrada el 24 de junio de 2010, se determinó que la calle Enrique Rébsamen, en el tramo de Pilares a Miguel Laurent, está “en desuso”, por lo que es procedente su enajenación a título oneroso a los colindantes naturales, que en este caso es una Mega Comercial Mexicana. El 26 de noviembre del año pasado el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard Casaubón, firmó el decreto correspondiente, que fue publicado cuatro días después en la Gaceta Oficial.

comentarios

Artículos relacionados