Ciudad de México, octubre 28, 2020 02:58
Libre en el Sur

El nuevo delegado en BJ, amigo de parranda de Jorge Romero, es acusado de conflicto de intereses

El jefe delegacional sustituto en BJ resulta no sólo ser integrante de Los Ocean de Romero que se hicieron del poder a través de trampas, sino que además cobra también litigando contra actos de autoridad de delegaciones y municipios. El candidato del PRI a la DBJ, Xiuh Tenorio, ha pedido su renuncia inmediata y que el GDF actúe legalmente en su contra.
Staff / LIbre en el Sur
La fotografía lo dice todo: Los panistas Jorge Romero Herrera y Ricardo Amezcua, –marcado en el círculo amarillo, señalado por medios y candidatos de incurrir en conflicto de intereses—, aparecen con los ojos vidriosos en medio del reventón. A su izquierda está Luis Mendoza Acevedo, el siempre fiel escudero de Romero que a pesar de sólo tener estudios de secundaria es el abanderado del PAN a la diputación local del distrito 16 juarense por obra y gracia de su patrón.
Los tres son integrantes de Los Ocean, el grupo liderado por Romero, una secta en la que lo mismo se goza de la fiesta que del poder político, y que ha sido acusada hasta por militantes panistas de manipular el padrón interno de afiliados y “secuestrar” al PAN capitalino. De ese grupo son también sus amigos Sergio Eguren y Rafael Medina, detenidos en Brasil por golpear brutalmente a un hombre durante el Mundial de futbol.
Siempre agradecido con sus incondicionales, a pocos días de dejar el cargo de Jefe Delegacional en Benito Juárez, Romero se aseguró de ascender a Ricardo Amezcua de una dirección de área a la Dirección General Jurídica y de Gobierno, a fin de garantizar que él se quedara como su sucesor.
Este miércoles 8 Reforma denunció que Amezcua es, a la vez que delegado sustituto de BJ, socio de un despacho jurídico, Amezcua y Caballero, que se promueve en Twitter y litiga… ¡contra jefaturas delegacionales! En la columna Circuito Interior de ese diario se publicó: “El dato brincó en el GDF cuando revisaban los perfiles de los encargados de despacho para ver si los ratifican, pues Amezcua presume sus actividades de gobierno en Twitter pero también promueve el sitio web de su despacho especializado en litigar contra actos de autoridades, ya sean delegacionales o municipales”.
De acuerdo con la Ley federal de Responsabilidades administrativas de los servidores públicos en su artículo octavo, fracción I, el ser funcionario público, le impide a toda persona realizar labores en la iniciativa privada que mermen su desempeño para el cargo que ocupa.
Ricardo Amezcua en su despacho / Foto del sitio de Amezcua y Caballero, S.C.
Xiuh Tenorio, candidato a jefe delegacional por el PRI y el Partido Verde, exigió a través de un comunicado la renuncia inmediata de Ricardo Amezua, al considerar que ese funcionario incurre en conflicto de intereses y otros posibles delitos, al encabezar el gobierno delegacional y al mismo tiempo dirigir su despacho de abogados Amezcua y Caballero S.C., que litiga contra los autos de autoridad delegacional y hasta tramita amparos contra el alcoholímetro. “Nos amanecimos con una noticia más de corrupción y conflicto de intereses por parte de un funcionario amigo y miembro del grupo cercano de Jorge Romero y vemos severas irregularidades que la Contraloría General del Gobierno de la Ciudad tiene que investigar”, afirmó Tenorio.
Efectivamente, Amezcua se presenta en sus cuentas personales de redes sociales como funcionario de la delegación y al mismo tiempo promociona el sitio web de su despacho amezcuaycaballero.com, en el que aparece con sus socios y ofrece sus servicios. El encargado de despacho litiga todas las materias del derecho, incluido el ámbito administrativo que tiene que ver directamente contra los actos de autoridad de las delegaciones y municipios.
“En su pagina web encontramos los teléfonos del encargado de despacho y me dicen medios de comunicación y vecinos que constataron que sigue litigando, que sigue ofreciendo sus servicios como abogado, él personalmente”, denunció Tenorio. “Él debe renunciar al cargo, no puede seguir al frente del gobierno delegacional, esto es un verdadero escándalo; ahora entendemos por qué se aumentó tanto el número de clausuras a establecimientos mercantiles desde que nombraron a Amezcua como Director General de Jurídico y Gobierno”.
Amezcua tuvo una peculiar manera de estrenarse al frente de la DBJ. El pasado sábado 28 de marzo, policías capitalinos detuvieron al ciudadano Fernando Murrieta, vecino de la Delegación Benito Juárez por reclamar al flamante delegado porque esa autoridad permitió el derribó la Octava Delegación de Policía, en Narvarte, para ampliar el centro comercial Parque Delta, a pesar de una prohibición expresa del INBA.
En entrevista para el portal SinEmbargo, Fernando Murrieta aseguró que en ningún momento mostró una actitud agresiva ni violenta contra el Jefe Delegacional suplente. Simplemente ejerció su derecho ciudadano de cuestionar sobre una acción de gobierno que afecta a cientos de vecinos en la localidad.
Pero la respuesta de las autoridades, dijo, fue someterlo, llevarlo al Ministerio Público, golpearlo, amenazarlo y después liberarlo por falta de pruebas. Murrieta adelantó que levantará una queja en la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (DHDF) por el maltrato recibido por parte de la policía capitalina.
En el sitio del despacho Amezcua y Caballero Abogados, S.C. (http://cinmex.net/) se ofrece entre sus servicios, textual: “La asesoría legal o gestoría que su empresa requiera con el fin de establecer, subsanar, estructurar y/o litigar ante las autoridades administrativas o fiscales correspondientes, como pueden ser: Tesorería Local o Federal, ISSSTE, SEGURO SOCIAL, PROFECO, CONDUCEF, PAOT, INVEADF, Autoridades Delegacionales o Municipales, etc., o ante el Tribunal de lo Contencioso y Administrativo Local o Federal o Tribunal Fiscal y Administrativo de la Federación”.

comentarios

Artículos relacionados