Ciudad de México, junio 13, 2024 15:16
Alcaldía Benito Juárez Ciudad de México Medio ambiente

Levantan Campamento del agua, pero persisten quejas… y dudas

Presentan vecinos de BJ queja ante la CDH de CDMX; demandan información veraz sobre origen y naturaleza de la sustancia contaminante del agua.

Se retiran contingentes del Ejército Mexicano, la Marina, la Guardia Nacional, Sacmex y el gobierno de CDMX, luego de tres semanas.

STAFF/LIBRE EN EL SUR

Mientras el Puesto de Mando para el problema del agua envenenada en la alcaldía Benito Juárez, ubicado en el parque San Lorenzo de la colonia Tlacoquemécatl de Valle, fue levantado por las autoridades al considerar resuelto el tema, persisten la inconformidad y las quejas de los vecinos y las dudas sobre el origen de la contaminación y la sustancia que la provocó.

Un grupo de residentes en esa demarcación presentaron este viernes una queja ante la Comisión de Derechos Humanos de Ciudad de México, por la vulneración de sus derechos a un líquido limpio, la salud e información, establecidos en la Constitución.

Los quejosos  manifestaron su inconformidad por el cobro del suministro, porque a pesar de recibir el agua envenenada se las están cobrando y en algunos casos con aumentos excesivos, sin considerar que no la han utilizado por los riesgos sanitarios a los que están expuestos si la consumen.

Asimismo lamentaron que a pesar de la difusión mediática que se ha hecho y algunas quejas presentadas debido al problema por la contaminación del agua, la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México a cargo de Nashieli Ramírez Hernández, no haya intervenido, por lo cual decidieron acudir personalmente en busca de la tutela del organismo defensor de la ciudadanía.

“Se han presentado quejas de manera individual y también se harán colectivas porque estamos desesperados con miedo. Tenemos angustias, miedo de abrir el agua porque es un problema de todos, el agua no se detiene, no para porque se cambia de demarcación”, expresó la vecina Alicia Camps integrante del comité Guardianes de Benito Juárez.

No obstante que persiste la inconformidad, las autoridades capitalinas decidieron levantar el último de los campamentos instalados para atender los reclamos de la ciudadanía y disponer las inspecciones pertinentes para mandar lavar cisternas y tinacos y luego entrega de agua limpia a través de pipas.

Dicho Puesto de Mando, el principal de tres, estaba ubicado en el lindero Sur del Parque San Lorenzo, sobre la calle del mismo Nombre, entre las calles de Manzanas y Fresas.

Durante tres semanas, el personal ahí asignado atendió a decenas de vecinos que presentaron sus reportes por el olor del agua a alguna sustancia hasta la fecha no precisada por las autoridades.

Decenas de pipas permanecieron también en las calles que rodean al parque, en espera de serles asignado su destino. Asimismo, estuvieron estacionados los vehículos de la Marina que transportaban plantas potabilizadoras portátiles para suministrar agua en garrafones a los vecinos.

En cuestión de horas, los contingentes de la secretaría de la Defensa Nacional, la Marina, la Guardia Nacional, la Sisrema de Agua de Ciudad de México (Secmex) y los Servidores de la Nación del gobierno de la capital levantaron carpas y otras instalaciones, subieron a sus vehículos y se marcharon, dejando el parque en sus condiciones normales.

Compartir

comentarios

Artículos relacionadas