Ciudad de México, octubre 23, 2020 19:45
Libre en el Sur

Pretende delegado panista Jorge Romero Herrera intimidar a ‘Libre en el Sur’

Al pretender justificar el hecho de ser Benito Juárez la delegación capitalina con más recursos de inconformidad presentados en su contra ante el Instituto de Acceso a la Información Pública del Distrito Federal (InfoDF), jefe delegacional en Benito Juárez, el panista Jorge Romero Herrera, lanzó un nuevo acoso contra directivos de Libre en el Sur, a quienes acusó ¡por su insistencia en la solicitud de información pública!.

Según el InfoDF, la DBJ acumuló entre el 1 de septiembre del 2012 y el 28 de agosto de 2014, 164 recursos de revisión, prácticamente el doble que Cuajimalpa (86) e Iztacalco (81), las delegaciones que le siguen en el ranking. La mayoría de estos recursos se debe a la inconformidad de los solicitantes ante el empleo de argucias legaloides para evadir la obligación de proporcionar la información como se solicita. Por esta actitud la DBJ ha sido reconvenida por el propio InfoDF que en reiteradas ocasiones le ha ordenado que abandone la práctica recurrente de remitir a los solicitantes a “consultas directas” y que responda tal como se le pide.

Ante la publicación en el diario ‘Reforma’ del ranking delegacional, que encabeza la única delegación gobernada por el PAN, Romero Herrera recurrió a la intimidación al revelar ilegalmente los nombres de quienes según él obedecen a una “intención metódica” al presentar recursos de inconformidad. Llegó a la aberración de afirmar que la demarcación a su cargo “no complica el acceso a la información de los ciudadanos, simplemente los solicitantes no están satisfechos con la respuesta”. Además, el delegado mintió al afirmar que los recursos de inconformidad presentados por tres personas representan el 85 por ciento de los casos expuestos contra la demarcación, cuando en realidad los 84 recursos presentados en conjunto representan apenas poco más de la mitad del total.

De acuerdo con un reporte de la Delegación, entre las tres personas mencionadas, cuyos nombres se hacen públicos, lo que es ilegal, está la del editor del Libre en el Sur, Francisco Ortiz Pardo. A ese reportero se le ha obstaculizado el acceso a la información en temas tan delicados como los contratos para la creación del controvertido Centro de Soluciones y el papel jugado por la empresa Oracle en la adquisición del software para el mismo, que según fuentes periodísticas patrocinó el viaje de los ex funcionarios panistas de la DBJ procesados en Brasil por ofender a una mujer y golpear brutalmente a su marido, que la defendió.

También se ha negado la información relativa a las numerosas construcciones de la Inmobiliaria Rouz en la demarcación, empresa que otorgó aa Romero Herrera un descuentazo de 1.6 millones de pesos en la adquisición de un penthouse de lujp en la colonia Del Valle. Tampoco han sido contestadas satisfactoriamente solicitudes de información sobre los periodos vacacionales del delegado, el sueldo de su secretario particular, convertido ahora en jefe de Gabinete; los reportes de luminarias fundidas, los recursos obtenidos por el pago de los usuarios de la Alberca Olímpica y sobre los puestos fijos metálicos del comercio informal, entre otras peticiones. Usuarios de Twitter han cuestionado a Romero Herrera por incurrir en la violación de la protección de datos personales de ciudadanos solicitantes de información pública, a los que el delegado no ha respondido. Por lo pronto la nueva agresión del panista contra Libre en el Sur será integrada al abundante expediente que existe en la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal.

comentarios

Artículos relacionados