Ciudad de México, octubre 1, 2022 22:22
Economía

Retrocede México en índice de competitividad y queda entre los 10 países coleros

Es numero 37 entre 47 naciones, según Índice de Competitividad Internacional del IMCO; además, retrocedió dos lugares en materia de Derecho.

En 2019 estaba en el 30, y de ahí comenzó a trazar una tendencia a la baja, por lo que los reportes de 2021 y 2022, son las peores posiciones desde que existen registros.

STAFF/LIBRE EN EL SUR

México ocupó por segundo año consecutivo la posición número 37 de 43 países en el Índice de Competitividad Internacional (ICI) 2022 que realiza el to Mexicano para la Competitividad (IMCO), lo que significa que el país se encuentra entre los 10 países menos competitivos del reporte.

En el reporte de 2022, el país mejoró en cinco de los 10 subíndices y mantuvo el mismo nivel en tres de ellos, sin embargo, registró significativos retrocesos en dos subíndices muy relevantes: economía y derecho.

La mejor posición para el país, en términos de competitividad, se registró entreInstitu2005 y 2009, cuando México se ubicó en la posición 30.

Posteriormente, entre 2010 y 2019, la posición de México osciló entre los lugares 31 y 33; sin embargo, a partir de 2019, el país comenzó a trazar una tendencia a la baja, por lo que los reportes de 2021 y 2022 (que ubican a México en el lugar 37), son las peores posiciones para la competitividad mexicana desde que existen registros.

De manera desagregada, México se ubicó en el lugar 34 en el rubro de economía, resultado de un retroceso de siete posiciones como consecuencia del aumento en la inflación y la pérdida de libertad económica.

El reporte destaca que el país retrocedió dos lugares en materia de Derecho, esto debido a “una menor independencia del poder judicial y deterioro tanto del Estado de Derecho como en el Índice de Paz Global”.

Asimismo, el IMCO destacó que México es el segundo país con la mayor tasa de homicidios de los países evaluados, solo por debajo de Sudáfrica.

Además del Producto Interno Bruto (PIB), la inflación también jugó en contra de la competitividad, ya que, aunque se logró mantener controlado el incremento de precios en algunos productos clave como en los energéticos, otros rubros, como los alimentos, mermaron el poder adquisitivo de las personas, agregó la especialista.

Javier Galán Figueroa, coordinador de la especialidad de economía monetaria y financiera de la UNAM, puntualizó que la inflación afecta a la competitividad del país porque incrementa los costos de operación de las empresas.

“Sabemos que el Banco de México ha tratado de estabilizar precios mediante el incremento de la tasa de interés, pero aún estamos viendo una inflación no vista en los últimos 20 años, lo que genera incertidumbre y sobrecostos en el empresario que importa insumos”, dijo.

Compartir

comentarios

Artículos relacionadas