Ciudad de México, junio 18, 2021 10:15
Libre en el Sur

Van los panistas Federico Manzo y Jorge Sotomayor por la diputación federal de Benito Juárez; representan grupos antagónicos

Esta tarde los panistas Federico Manzo y Jorge Sotomayor acudieron a registrar sus precandidaturas en pos de la emblemática diputación federal por el distrito 15 de Benito Juárez, uno de los bastiones tradicionales del PAN en la capital mexicana. El diputado local y el abogado pelearán por la curul que actualmente ocupa el ex dirigente nacional panista César Nava.

La precandidatura de Manzo, impulsada por el senador Federico Döring, es resultado de un acuerdo llevado a cabo, a instancias de la dirigencia nacional panista, entre grupos representados por Mariana Gómez del Campo, coordinadora de los diputados del PAN en la ALDF; Obdulio Ávila, exdirigente capitalino del albiazul; Jorge Romero, cabeza del grupo hegemónico del PAN en BJ y actual director general de Gabinete de la Delegación, y el propio Döring, en el marco de un pacto más amplio que incluye diferentes posiciones en la capital en aras de la unidad partidista. Manzo llegó hacia las 13 horas de hoy a las oficinas delegacionales del albiazul, acompañado por Edwin Iván Orlando Porcayo Rodríguez, quien se registró como su suplente. El legislador juarense logró recolectar alrededor de 200 firmas de apoyo, suficientes para obtener el registro.

Por su parte Jorge Sotomayor y su suplente, Ana Torres Landa –nieta de uno de los fundadores del PAN—, llegaron tres horas más tarde a anotarse para la contienda. Sotomayor es hasta la fecha disidente del grupo de Romero y fue secretario particular del entonces diputado local Alfredo Vinalay. Aunque su registro aún tiene que ser validado, lo que ocurriría este jueves 15, por lo pronto presentó 182 firmas, que superan el 10 por ciento del padrón local que los estatutos del PAN exigen como mínimo para ser precandidato a una diputación federal.

Queda pendiente el probable registro de Paula Soto para meterse en la pelea; de lograr las firmas mínimas, contaría con el respaldo de Alfredo Vinalay, uno de los aspirantes panistas a la jefatura delegacional de Benito Juárez y que ya fue delegado interino en Miguel Hidalgo. Tanto Soto como Vinalay apoyaron hace casi tres años la candidatura de Federico Manzo a la diputación local que ahora ejerce. El acuerdo con el que se lanza a Manzo como precandidato implica, salvo que ocurra algo extraordinario de último momento, la declinación del diputado local Mauricio Tabe, quien había manifestado su intención de buscar la tan deseada diputación federal.

comentarios

Artículos relacionados