STAFF / LIBRE EN EL SUR

Tras la indignación de capitalinos manifestada profusamente en redes sociales por el desabasto de gasolina, surgen denuncias sobre abusos y extorsiones por parte de empleados de gasolineras que ven en esta crisis la oportunidad de sacar raja económica que podría significar hasta 8000 pesos por hora.

Uno de los casos es el de Montserrat Díaz, que acudió a este portal para dar su testimonio, también compartido con algunos usuarios en redes. Ante la imposibilidad de presentar su queja en la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), por la saturación telefónica, envió su reporte a esa dependencia a través de Facebook, pero hasta el momento no ha recibido respuesta.

Los ‘bauchers’.

Dice que en los últimos minutos de este jueves acudió a cargar combustible en la gasolinera Servicio Navarro, ubicada en Boulevard Ávila Camacho 103, esquina con avenida Palmas, en la alcaldía Miguel Hidalgo, donde después de una hora de fila le surtieron 300 pesos, equivalentes a 15 litros de gasolina.

El empleado le sugirió que si quería cargar otros 15 litros le debía dar a él 100 pesos. Ella pidió otras dos cargas de 300 pesos pero solo le dieron una más. Ante la actitud de enojo del empleado, y “para evitar una agresión”, le dio 50 pesos de propina, con lo que él “enfureció”.

Ella le reiteró su solicitud de ponerle más carga y él se negó. “¡Después de arriesgarme me fui con poca gasolina y cara!”, denuncia. Además, resulta que si el pago se hacía con tarjeta no se daba el recibo respectivo para facturar. “¿Cómo se llama eso?”, pregunta Montserrat indignada. “¡Ahora te roban directo en la gasolinera!”

La automovilista aportó copia de los dos bauchers de su compra, donde se precisa que fue atendida en “caja 2”. Calcula que en la fila había unos 40 autos y que, en consecuencia, por el cobro de 200 pesos por cada “doble carga” en cada uno de ellos se obtendrían unos 8000 pesos por hora.

 

comentarios

francisco

Website:

Recent Posts