POR VÍCTOR VILLEGAS CORONA / ARKEMETRÍA 

La corrupción es quizá el problema público más persistente en el debate público y la agenda de gobierno. Desde 2016, tanto en el orden nacional como local se han llevado a cabo profundos cambios institucionales para articular a los organismos de gobierno y generar políticas públicas integrales para prevenir, detectar y sancionar los actos de corrupción. Esto a partir de la conformación del Sistema Nacional Anticorrupción (SNA) y sistemas locales (SLA) por cada estado, en el que participan organismos de transparencia, auditorías superiores, fiscalías, tribunales administrativos, además de organizaciones de la sociedad civil y ciudadanía en general a través de los Comités de Participación Ciudadana.

La construcción de estos espacios de coordinación no ha sido una tarea sencilla, tanto en el orden nacional como en los estados, hasta ahora todavía faltan doce estados del país y la federación en contar con cumplir con sus obligaciones y contar con todas las instancias y nombramientos de los sistemas anticorrupción. Sin embargo, algunos organismos que ya están en funciones como las secretarías ejecutivas de los sistemas anticorrupción y los comités de participación ciudadana, se encuentran trabajando desde hace meses para construir políticas anticorrupción.

Foto: Cuartoscuro / Archivo

En todo este tiempo de construcción conjunta de los sistemas anticorrupción, la Ciudad de México ha brillado por su ausencia. Debido a las diferencias partidistas al interior del Congreso de la Ciudad, la capital aún no cuenta con Comité de Participación Ciudadana, Secretario (a) Ejecutivo del Sistema, ni titular de la Fiscalía Anticorrupción, por lo que, de acuerdo con información del Observatorio de la Corrupción y la Impunidad de la UNAM, es uno de los estados más rezagados en la conformación de su Sistema local anticorrupción.

Una Ciudad que se presume de vanguardia y de derechos no puede continuar rezagada en el cumplimiento de la ley y la creación de políticas públicas anticorrupción; por el contrario, la Ciudad de México debe convertirse en un referente en el tema: Es necesario construir un sistema anticorrupción formado por personas especialistas y con probada independencia de los partidos políticos y de grupos económicos dominantes, así como personas de la academia, organizaciones civiles y ciudadanía con verdadera posibilidad de incidir en el ciclo de prevención, detección, investigación y sanción de actos de corrupción.

Esto es una tarea urgente y trascendental para la sostenibilidad de la Ciudad y el ejercicio de derechos humanos de quienes la habitamos. Es necesario asegurar la máxima transparencia y participación en el proceso de conformación de nuestro sistema local anticorrupción y asegurar la generación de políticas para identificar y sancionar las redes de corrupción entre funcionarios públicos y privados, que sistemáticamente abusan de sus puestos para obtener beneficios, violando los derechos de las personas menos favorecidas.

En Arkemetría Social estamos convencidas y convencidos que el combate a la corrupción debe estar basado en las preocupaciones de la ciudadanía, es por ello que les invitamos al Foro “Hacia la construcción de una agenda ciudadana anticorrupción en la Ciudad de México” en el cual se discutirán distintas perspectivas y propuestas de organizaciones de la sociedad civil, organizaciones de base y ciudadanía de la Ciudad para considerarse en la consolidación del sistema local anticorrupción y el desarrollo de políticas públicas. La cita es el 22 de agosto de 2019 a las 9:30 am, Hotel Four Points, Colonia Roma, CDMX. Más información y registro en https://arkemetria.org.mx/forocdmx/

comentarios

francisco

Website:

Recent Posts