Ciudad de México, diciembre 4, 2020 10:50
Libre en el Sur

Incumple Jorge Romero su promesa de prohibir tala en Pilares 430; autoriza tirar 13 árboles y… ¡ayuda a construir un edificio más alto!

Incapaz de cumplir su palabra de que prohibiría la tala de árboles en el predio de Pilares 430, en la colonia Del Valle, el delegado juarense Jorge Romero Herrera fue en cambio fiel a su política de tolerancia frente a los abusos inmobiliarios: Sus funcionarios se comprometieron por escrito a autorizar el derribo allí de 13 árboles, además de ajustarle las cosas a los constructores para que puedan levantar un edificio con más pisos de los que permite el uso de suelo en esa zona, que es de tres niveles.

Aún días antes de que ocurriera una protesta vecinal el sábado 9 de abril para exigir el respeto a los árboles, Romero se había comprometido a que ningún ejemplar sería derribado, lo que fue refrendado luego ante una veintena de medios informativos por su director general de Servicios Urbanos, Agustín Torres Ibarrola. Ahora, mediante un acuerdo firmado con los hermanos Jacobo y Marcos Cohen, representantes de la constructora, el propio Torres Ibarrola acepta la tala de 13 árboles.

Para convencer a los vecinos y a integrantes del colectivo “Vivan los Árboles”, representados en este acuerdo por Leonora Esquivel Frías y León Konik Tacher, la DBJ ofreció “plantar 700 árboles en las cuadras aledañas al predio con fresnos y cedros blancos en los espacios adecuados. Así como a regarlos durante la temporada de estiaje”.

De la exigencia original de los vecinos, que consistía en salvar todos los árboles del predio, e incluso que se convirtiera el lugar en un parque, sólo se consiguió –faltaba más– que no fuesen talados una palmera, un fresno y una jacaranda al interior del predio, así como cinco fresnos en el exterior (por lo demás una especie protegida como “monumento urbanístico” en la Ley de Salvaguarda del Patrimonio Urbanístico y Arquitectónico del DF).

Y todo para dar gusto a los constructores: “La delegación se compromete a realizar las gestiones necesarias para que se pueda modificarse (sic) el proyecto y construirse los niveles adicionales respetando los metros cuadrados actualmente autorizados”, pone, ya en el colmo, el documento firmado el 6 de junio pasado.

comentarios

Artículos relacionados