Ciudad de México, diciembre 4, 2020 07:59
Libre en el Sur

Reiteran diputados del PAN que marchas deben ser reguladas en la ALDF; ‘que convivan derechos a la manifestación y el libre tránsito’ plantean

Priscila Vera, diputada del PAN en la Asamblea Legislativa del DF, hizo un llamado a este órgano legislativo para que en el próximo periodo de sesiones se discuta a profundidad la Ley de Marchas en la Ciudad de México. La legisladora anunció que el próximo miércoles Acción Nacional presentará un punto de acuerdo para hacer un exhorto a la Comisión de Gobierno, ya que a pesar de que el Gobierno Distrito Federal reconoció que la regulación debe ser un tema local, la bancada del PRD no ha permitido que sea fundamental en la agenda legislativa.

“Hacemos un llamado para que en el próximo periodo ordinario, que empieza en marzo, se esté discutiendo. Ya había un acuerdo en la Comisión de Gobierno donde se harían foros de discusión, pero no estuvieron planeados para tener una visión amplia”, estableció. Para que exista una verdadera regulación de marchas, añadió, es necesario hacer convivir el derecho a la libre manifestación y el derecho al libre tránsito, además que debe establecerse claramente en qué casos se aplicará la fuerza pública.

“Hay gente que quiere manifestarse, que tienen una causa legítima que tiene que ser escuchada por la sociedad”, asentó. “Es importante que tengamos una regulación específica sobre el uso de la fuerza que tiene que hacer el gobierno de la ciudad, verdaderamente poner límites a la autoridad, porque lo último que queremos ver los capitalinos es que haya una aplicación excesiva de la fuerza y en otros casos prive la omisión”.

Vera recordó que en diversas partes del mundo ya existen leyes que permiten y fomentan manifestaciones pacíficas. Destacó que en Francia se contemplan multas de casi 20 mil dólares a quienes decidan seguir protestando luego de recibir un aviso de la policía para dispersarse y las multas se elevan a más de 55 mil dólares para quienes usen máscaras, a lo que se le pueden añadir tres años de prisión en caso de que porten armas.

En Nueva York, dijo, es necesario solicitar permiso a las autoridades, y hay leyes que contemplan penas de hasta 10 años de prisión por portar armas o llevar objetos que puedan ser usados como tales. Y mientras, acusó, “en la Ciudad de México tenemos este doble discurso, de que por un lado cuando regula el Congreso de la Unión dicen que es una facultad exclusiva del DF pero en la ALDF se niegan hacerlo”.

comentarios

Artículos relacionados