Ciudad de México, noviembre 29, 2020 13:26
Libre en el Sur

Se compromete Romero a no permitir ‘ni un solo ambulante’ en el Metro 12; recorre obra con Wallace

El candidato del PAN a la jefatura delegacional en Benito Juárez, Jorge Romero Herrera, se comprometió este viernes a no permitir la instalación de ningún puesto ambulante y elevar la seguridad de las zonas aledañas a las estaciones de la nueva línea 12 del Metro ubicadas en la demarcación.

Romero Herrera acompañó a la abanderada panista a la jefatura de Gobierno del Distrito Federal, Isabel Miranda de Wallace, durante un recorrido por la zona de obras de la llamada Línea Dorada, cuya operación está prevista para finales de este año, sobre el Eje 7 Sur Félix Cuevas. El aspirante a la jefatura delegacional juarense se pronunció ahí por ejercer una política de “cero tolerancia” al comercio ambulante en la zona, privilegiando los derechos de los vecinos que viven en el lugar. “Queremos una delegación limpia y ordenada que respete ante todo la legalidad”, dijo.

De acuerdo con el proyecto del STC Metro, siete de las 20 estaciones con las que contará la nueva línea, estarán en territorio de la delegación Benito Juárez: Ermita, Eje Central, Parque de los Venados, Zapata, Hospital 20 de Noviembre, Insurgentes Sur y Mixcoac. Vecinos de las colonias adyacentes han manifestado su preocupación por la previsible invasión de vendedores ambulantes en las inmediaciones de esas estaciones, especialmente en las de Insurgentes Sur –donde cruza también la línea Uno del Metrobús, y la terminal de Mixcoac.

En recorrido por las obras y acompañados por Claudia Uriostegui, Presidenta del Comité de Áreas Comunes del Centro Urbano Presidente Alemán (CUPA), Romero Herrera señaló que existen absurdos legales y disposiciones de gobierno que impiden la labor de las autoridades, ya que unidades como ésta, con 1080 departamentos, cuentan con más población que otras colonias y la delegación se ve impedida a atender sus peticiones.

En ese sentido, ambos candidatos hicieron un llamado al gobierno del Distrito Federal a aplicar una política de seguridad pública equitativa a estos centros habitacionales y modificar su status jurídico para no evadir su responsabilidad en esta materia. “Buscamos ayudar a los vecinos del CUPA en su lucha porque se logre otro status jurídico y se le pueda contemplar como vía pública, ya que en la realidad así es”, subrayó el candidato.

De acuerdo con la líder vecinal durante la última semana se registraron 6 asaltos al interior de los departamentos de este centro habitacional, donde la policía no pudo actuar debido a que los toman como propiedad privada. Dijo que no permitirán “acuerdos o arreglos de ningún tipo, porque los vecinos mandan y ningún interés de lucro estará por encima de quienes habitan aquí”.

comentarios

Artículos relacionados