Ciudad de México, diciembre 2, 2020 05:49
Libre en el Sur

Tras ‘evidente’ inacción, PAOT ordena a delegado Romero demoler niveles excedentes en siete obras ilegales; interpone denuncia ante PGJDF

Como consecuencia de la “prácticamente nula” respuesta de la Delegación Benito Juárez a las conminaciones para que verificara y frenara obras ilegales en esta demarcación, la Procuraduría Ambiental y del Ordenamiento Territorial del DF (PAOT) dio a conocer este miércoles una recomendación dirigida al jefe delegacional Jorge Romero Herrera, en la que ordena sancionar con la demolición de los niveles excedentes en siete construcciones. “Es evidente la atención parcial e insuficiente para controlar, regular, corregir y sancionar las irregularidades de los constructores”, sentenció el organismo.

La recomendación –que incluye una solicitud a la Procuraduría capitalina para que inicie investigaciones que deriven en el castigo a los directores responsables de obras y funcionarios públicos que hayan infringido las leyes– se desprende de la atención a denuncias ciudadanas sobre siete proyectos constructivos que presentan, en común, incumplimientos a las disposiciones jurídicas en materia del ordenamiento territorial, principalmente contravenciones al uso del suelo (expedición de constancias y certificados), así como de la falta de atención de las autoridades encargadas de aplicar la ley.

Se trata de los inmuebles ubicados en José María Ibarrarán 38 y Capuchinas 97, colonia San José Insurgentes; San Francisco 1857, Actipan; Mayorazgo 71, Xoco (en la foto); Uxmal 543 y 587, Vértiz Narvarte, y Mitla 221 y 235, Narvarte. Todas esas construcciones han sido profusamente denunciadas por vecinos en redes sociales. Entre las trampas más graves están las de aplicar la Norma 26 a vivienda de lujo cuando ésta es exclusiva para vivienda popular, los certificados apócrifos y la falta de aplicación de la ley por parte de las autoridades de la DBJ.

Durante una conferencia de prensa, el procurador ambiental Miguel Ángel Cancino habló de estas omisiones y recordó que desde mediados del 2012 la PAOT emitió resoluciones en que se solicitaba a la DBJ corregir las irregularidades con demoliciones, a lo que no respondió. En la recomendación presentada este día se ordena, independientemente de lo que haga el Ministerio Público en la pesquisa de quienes hayan violado la ley, que la DBJ inicie las acciones administrativas conducentes y sancionar con la demolición de los niveles excendentes de las obras, así como iniciar las acciones administrativas y/o penales en contra de los directores responsables de obra y servidores públicos involucrados.

Ante las protestas vecinales, la respuesta invariable de las autoridades delegacionales encabezadas por Jorge Romero es que éstas no expiden permisos ni certificados de uso de suelo, sino Seduvi; pero omiten que están obligadas a constatar que cada certificado cumpla con lo dispuesto en el Programa Delegacional de Desarrollo Urbano, o en su caso impedir la obra.

En consecuencia la PAOT estipuló en su recomendación 02/2014 que la autoridad delegacional en Benito Juárez debe llevar a cabo la revisión de la documentación que se presenta para obtener el Registro de Manifestación de Construcción, así como iniciar los procedimientos de verificación de manera oportuna, a fin de constatar que lo que se ejecuta cumple con lo manifestado, evitando así que se consoliden construcciones que violen la normatividad.

Cancino informó que la PAOT ha recibido a lo largo de su gestión 1,779 denuncias ciudadanas relacionadas con predios de la Delegación Benito Juárez, lo que representa el 10% del total de denuncias en la capital. Las colonias más denunciadas son la Del Valle y Narvarte, con 23 por ciento y 11, respectivamente. Sólo por violaciones al uso del suelo urbano Benito Juárez ocupa el segundo lugar de la ciudad, con el 12.35 por ciento del total.

comentarios

Artículos relacionados