STAFF/LIBRE EN EL SUR

El debate entre candidatos a la Alcaldía de Benito Juárez destacó por la condena generalizada al desarrollo desordenado y el reconocimiento sobre una realidad de inseguridad pública, así como por la ausencia del abanderado de Morena, Fadlala Akabani Henide, que le disputa al PAN su hegemonía en la demarcación.

Unos minutos antes del debate, fijado para las 19 horas en las instalaciones del Instituto Electoral de la Ciudad de México, el político y sociólogo ex panista informó en redes sociales que no acudiría.

“Tengo información de que los demás canidatos pretenden montarun show para declinar a favor del perredista @STaboadaMx”, sostuvo. “No vamos a ser parte de esa farsa. Mi compromiso es recorrer nuevamente las 56 colonias de #Benito Juárez para dialogar cara a cara con los vecinos”.

En el debate, Santiago Taboada Cortina (PAN, PRD y MC), aseveró que la verdadera razón por la que no acudió Akabani es que iba a ser cuestionado “por los pisos de más que dejó cuando fue Jefe Delegacional (2003-2006)”. Ya habrá otras oportunidades, advirtió el joven panista, para denunciar la corrupción del candidato de Morena.

En esa posición, Taboada fue secundado por los candidatos del PRI y del Partido Verde, Carlos Girón y Andrés Guzmán; aunque el primero añadió que las irregularidades en las construcciones han continuado hasta ahora. “El PAN ha hecho de BJ su bastión de negocios”, lanzó Girón, ex clavadista y medallista olímpico en Moscú 1980.

Los cuatro candidatos presentes (Noé Hernández, de Nueva Alianza, también se ausentó), se manifestaron en contra de las edificaciones irregulares (“ni un centímetro más de varilla fuera de la ley”, planteó enfático Taboada), aunque el del Partido Humanista, Víctor Hugo Olmedo, fue más allá al proponer una moratoria urbana en tanto no exista la infraestructura necesaria para la construcción de más torres y plazas comerciales.

Olmedo, que fungió como Director de Desarrollo Social y Coordinador de Gabinete en la actual administración, propuso un Programa de Prevención de Desastres para la demarcación juarense, así como atacar la inseguridad y la trata en la Calzada de Tlalpan y sus bajopuentes.

Andrés Guzmán, del Partido Verde, otro político con identidad panista, criticó que las autoridades no han dado solución eficiente al problema de la inseguridad; ofreció dotar a los ciudadanos de herramientas para que conozcan las facultades de cada autoridad en esa materia. Propuso establecer células para supervisar a las policías durante las 24 horas.

Por su parte, Girón habló de la implementación de un “blindaje ciudadano” ante el “desdén y olvido por parte de las autoridades delegacionales”; estaría basado en la participación de la gente, con el uso de drones y cámaras de seguridad con reconocimiento facial.

Además de ofrecer el uso de esas tecnologías, el panista Santiago Taboada consideró necesario reforzar la policía con 300 elementos adicionales, a fin de blindar principalmente las colonias colindantes con otras demarcaciones peligrosas. “El vecino –ofreció— estará en el centro de las decisiones”.

comentarios

francisco

Website:

Recent Posts